¿Tienes 50 años o más? Estás en la plenitud de tu vida, ¡este sitio es para ti!


Mis Finanzas

Cómo proteger tus aparatos electrónicos en caso de apagón

Si tu refrigerador o computadora se dañaron a causa de una falla provocada por el suministro de luz, puedes solicitar una indemnización ante la CFE

Las intensas lluvias pueden provocar apagones repentinos y variación en la energía eléctrica, y, en ocasiones este tipo de fallas en el suministro de energía pueden dañar tus aparatos electrónicos. Por ello, te compartimos algunos consejos para proteger tus aparatos electrónicos en caso de apagón.

Ahora que pasas más tiempo en casa, seguro te has dado cuenta de la importancia que tienen los aparatos electrónicos en tu hogar. De acuerdo con la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) si cuidas tus aparatos:

  • Ayudas a que estén en mejor estado
  • Evitas accidentes en el hogar y gastos imprevistos
  • Ahorras en productos y servicios

También te puede interesar: 5 consejos para domiciliar pagos de servicios. ¡Sin miedo a la tecnología!

Cómo proteger tus aparatos electrónicos en caso de apagón

La variación de voltaje daña más los aparatos electrónicos que un apagón repentino, pues estos siguen encendidos y reciben menos energía, lo que ocasiona un funcionamiento anormal y un probable daño permanente. Mientras que, en un apagón, la energía, simplemente, detiene su flujo y el aparato está inactivo.

Por eso, es importante tomar precauciones. Por ejemplo, para proteger tus aparatos electrónicos en caso de apagón, lo ideal es que los desconectes inmediatamente. Una vez que el servicio de electricidad regrese o se establezca, es aconsejable esperar entre 15 minutos o media hora y volver a conectarlos.

Herramientas aliadas

Si estudias o trabajas desde casa, la Profeco recomienda adquirir un no-break, el cual te permitirá guardar la información que estés trabajando al momento de una falla del suministro eléctrico, dándote tiempo para salvar tu trabajo y apagar de manera adecuada la computadora.

Recuerda que no es recomendable continuar trabajando con tu computadora de forma normal, ya que estos aparatos al final del tiempo de respaldo proporcionan una tensión eléctrica de salida baja con componentes de ruido; esto a largo plazo puede afectar negativamente los elementos electrónicos de tu computadora.

Es importante que consideres que los no-break están diseñados para uso con aparatos electrónicos como computadoras, módems, pantallas y equipos de audio pequeños. No conectes refrigeradores, lavadoras, secadoras, hornos o electrónicos de alta demanda de corriente, como las impresoras láser. Las exigencias de este tipo de equipos lo dañarían.

Conseguir un regulador de voltaje es otra opción para proteger tus aparatos electrónicos en caso de apagón y las variaciones del suministro. Estos aparatos proporcionan una entrada constante y controlada de energía. También prolongan su vida útil y evitan el sobrecalentamiento.

Si el regulador detecta que los niveles están por debajo o por encima de lo normal, manda una señal que desconecta el equipo de la red eléctrica automáticamente. Protegiendo así los equipos conectados. Sin duda, es una excelente alternativa para proteger tus aparatos electrónicos en caso de apagón y variación de voltaje.

Si cuentas con aire acondicionado o calefacción, es recomendable que los desconectes ante un apagón o variación de voltaje. También, de ser posible, apaga la fuente principal de energía.

Garantía con el fabricante

Independientemente de poner en práctica estos consejos para proteger tus aparatos electrónicos en caso de apagón, la Profeco menciona que cuando adquieres un electrodoméstico, el fabricante tiene la obligación de someterlo a pruebas para garantizar su seguridad.

Exige y conserva los comprobantes de pago. Además, asegúrate de recibir la garantía sellada. ¡Ojo! Esta debe ser válida por un año como mínimo. Verifica que el producto ostente la contraseña NOM. Esta indica que cumple con la legislación mexicana.

Indemnización por CFE

Si tu refrigerador o computadora sufrieron daños a causa de una falla provocada por apagones o variación en el voltaje, como usuario puedes solicitar una indemnización ante la Comisión Federal de Electricidad (CFE) por los aparatos electrónicos dañados.

Pero, ¿cómo realizar el trámite? Lo primero que debes hacer es llenar un formato en el centro de atención al cliente de la CFE para registrar los datos de tu servicio y la causa o falla que generó el daño de tus aparatos electrónicos, por ejemplo, una baja o subida de luz o apagón.

Es importante que en la solicitud indiques día y hora en que se dio el suceso, pues la CFE enviará a sus técnicos a tú domicilio para verificar la falla reportada y después de la visita emitirán un dictamen técnico para indicar si procede o no el pago de aparatos dañados.

Si tu solicitud procede deberás acreditar la propiedad de los aparatos electrónicos dañados, mediante factura o notas de compra.

También es aconseja revisar periódicamente los aparatos electrónicos, las instalaciones de luz y fusibles. Esto permite que tu casa siempre esté en buenas condiciones y evita la disminución de su valor. 



Back to top button