¿Tienes 50 años o más? Estás en la plenitud de tu vida, ¡este sitio es para ti!


Mis Finanzas

4 problemas financieros comunes a los 50 años, ¿cómo anticiparse?

Existe un sinnúmero de situaciones que puede dejarte sin dinero, prevénlas desde antes que se presenten

Los problemas financieros nunca faltan, y si ya llegaste a la madurez, o ya tienes más de 50 años de edad, no te preocupes, pues siempre hay una solución.

Si bien en algunas ocasiones no es posible que vuelvas a trabajar debido al desgaste físico natural que conlleva el paso de los años, aquí que te proporcionamos algunos consejos sobre cómo se resuelven o cómo evitar que llegues a esa situación.

También te puede interesar: Dinero: 5 formas de ayudar a tus padres con sus finanzas

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de Contables y Financieros 🇨🇴 (@contablesyfinancieros)

Si bien hay adultos mayores que se jubilan con pensiones justas, no es el caso de todos los jubilados; quizá descubran que sus montos de jubilación no pueden “seguir” el ritmo de la inflación. 

Noticias relacionadas

Incluso, es posible que una cantidad considerable de adultos de más de 50 años de edad no hayan tenido tiempo suficiente de prepararse financieramente para su jubilación, por eso tal vez no cuenten con los recursos económicos o materiales para vivir con comodidad y con finanzas tranquilas esta etapa.

Problemas financieros más comunes 

Estos son algunos de los motivos más comunes por las que los adultos mayores no cuentan con los recursos financieros necesarios para vivir esta fase vital con tranquilidad.

1. Quedarse sin dinero

Un número importante de personas mayores de 50 no tuvo un trabajo estable ni formal. Por ello, cuando llega el momento de jubilarse, no tienen una pensión.

Lo recomendable para evitar estos problemas financieros es que desde ahora comiences a ahorrar al menos 30% de tus ingresos actuales y evitar los gastos hormiga. Procura ser muy puntual en el incremento de los recursos que tienes en el banco.

Te puede interesar: Tarjeta de crédito: 5 pasos para cancelarla sin desgastarte

2. Pérdidas por fraudes

Las personas adultas mayores son uno de los grupos demográficos más “en la mira” de los delincuentes, por eso son vulnerables ante los fraudes. Hay estafas económicas vía telefónica, por internet o bien cuando tocan a la puerta directamente los defraudadores. 

Las tácticas criminales van desde ofrecer viajes muy baratos, venta de productos inexistentes, trabajos falsos e incluso tratamientos médicos milagrosos. Por esto, siempre debes estar atento frente a los personas y situaciones poco comunes o sospechosas. 

3. Gastos en atención médica

Los avances médicos han hecho posible que las personas vivamos más tiempo, y esta situación es extraordinaria y plausible. Sin embargo, manejar las condiciones de salud crónicas se vuelve costoso y las personas mayores también pueden tener gastos de atención médica inesperados si se enferman o se accidentan, sobre todo si no cuentan con seguridad social. 

Para evitar esta situación, te recomendamos establecer un plan para cuidar tu salud de modo que evites algunos de estos gastos, que pueden llegar a ser “catastróficos”. Por ejemplo, no hay razón para quedarse en el hospital con una lesión leve cuando alguien te puede cuidar en casa.

4. El pago de una deuda

Es posible que estés intentando pagar una deuda de una tarjeta de crédito, una hipoteca o de una atención hospitalaria, y a veces con altas tasas de interés. Por ello, te aconsejamos evitar las deudas de tarjeta de crédito, tener más de una hipoteca y siempre paga los totales, para que no vayas pagando intereses sobre intereses.

Evita caer en tentaciones de ofertas o pagos a meses con altos intereses. Recuerda que debes ahorrar lo máximo posible para mantener tus finanzas sanas el mayor tiempo posible y evitar así los problemas financieros.



Back to top button